Bill Gates se negó a vacunar a sus propios hijos cuando eran pequeños

El médico que se desempeñó como médico privado de Bill Gates en Seattle en la década de 1990 dice que Gates se negó a vacunar a sus propios hijos cuando eran pequeños.

Dijo el médico en un simposio médico a puertas cerradas en Seattle.:

“No sé si los vacunó como adultos, pero puedo decir que se negó rotundamente a vacunarlos cuando eran niños”.

Eran niños hermosos, realmente inteligentes y vivaces.

Dijo que estarían bien, que no necesitaban ninguna inyección.

Los comentarios causaron revuelo entre los médicos en el simposio con afirmaciones de que estaba rompiendo la confidencialidad médico-paciente, según los informes.

Sin embargo, mientras hablaba con otros médicos, no estaba rompiendo el código de conducta de la industria.

Gates tiene tres hijos con su esposa Melinda: Jennifer, Rory y Phoebe.

Nacieron entre 1996 y 2002 y según su antiguo médico, todos están vacunados y sanos.

La noticia de que Bill Gates no vacunó a sus propios hijos, a pesar de ser el activista más activo del mundo para las vacunas obligatorias, no debe sorprender.

Los estudios demuestran que la élite no vacuna a sus hijos.

Pero al mismo tiempo esperan que las masas vacunen a sus hijos.

La elite no vacuna 

En California, los niños con mayor probabilidad de no vacunarse son blancos.

Provienen de las familias más ricas de Los Ángeles, según un estudio reciente.

El porcentaje de niños de kinder con exenciones de creencias personales emitidas por el estado se duplicó de 2007 a 2013, de 1.54% a 3.06%.
Eso es aproximadamente 17.000 de los niños más ricos, de más de medio millón, que optaron por no recibir las vacunas.

Los porcentajes de exención de vacuna fueron más altos en vecindarios mayoritariamente blancos y de altos ingresos como el Condado de Orange, Santa Bárbara y partes del Área de la Bahía, según la CNN.

El estudio, fue publicado en el American Journal of Public Heath.

Analizó más de 6.200 escuelas de California.

Se descubrió que las exenciones de vacunas eran dos veces más comunes entre los niños de kindergarten que asisten a instituciones privadas.

los padres muy ricos y privilegiados les gusta la idea de la inmunidad colectiva, pero no quieren asumir los riesgos asociados con las vacunas cuando se trata de sus propios hijos. 

Están preocupados por las reacciones adversas, incluido el autismo.

Visto en : Orbes Argentina

Fuente:https://periodismo–alternativo.com/bill-gates-se-nego-a-vacunar-a-sus-propios-hijos-cuando-eran-pequenos/