Duterte explica a RT por qué critica a EE.UU. e insta a matar narcotraficantes

El presidente filipino ha subrayado su voluntad de cooperar con Rusia y China y ha aseverado que hará frente a la cancelación de la venta de armas por parte de EE.UU.

Manman DejetoReuters

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, ha revelado en una entrevista exclusiva a RT los puntos clave de su política hacia los narcotraficantes en su país y sus planes en cooperación exterior.

El líder filipino ha destacado que el alto número de drogadictos existente tiene un gran impacto en el país. “Criminales y drogadictos, váyanse de mi ciudad [Dávao]. No destruyan mi país, porque los mataré”, ha recordado Duterte un mensaje de su campaña, tras señalar que casi cuatro millones de filipinos consumen drogas.

“Mientras yo sea presidente, hasta mi último día, quiero que los narcotraficantes estén fuera y que los capos de la droga sean eliminados”, ha aseverado, destacando, sin embargo, que “nunca había dicho hacerlo [matar a narcotraficantes] cuando estén atados y de rodillas”. “Pero siempre se les puede disparar [a narcotraficantes], si atacan, en una forma violenta, poniendo su vida en peligro”, ha expresado el líder filipino.

“Es una autopreservación del país”

El líder filipino ha denunciado las declaraciones del presidente de EE.UU., Barack Obama, sobre supuestas violaciones de derechos humanos en el país. “EE.UU. no es signatario de la Corte Penal Internacional, ¿y este chico [Obama] me enseñará?”, se ha preguntado. Duterte ha expresado que “nunca es un crimen proteger la raza, [dado que] es una autopreservación” del país.

“No intervengan en los asuntos internos de mí país”, ha comentado el mandatario los reportes de las Naciones Unidas sobre el mismo asunto. “No permitiré que el Relator Especial de la ONU me interrogue como si fuera un delincuente”, ha enfatizado. “Tenemos un problema muy serio en nuestro país”.

“Ni siquiera se disculparon”

El político ha acentuado que “los estadounidenses ocuparon a Filipinas a lo largo de 50 años” y que su país sufrió una revolución sangrienta y varias masacres antes de conseguir la independencia. Ha lamentado que fueron responsables de atrocidades, por las cuales “ni siquiera se molestaron en disculparse”, ha agregado.

“Conozco la historia de mí país y tengo este dolor adentro”, ha asegurado el líder filipino, acentuando que sus compatriotas no deben estar agradecidos a los estadounidenses por la independencia.

“Cada vez que EE.UU. nos critica o reprende, siempre lo conectan con esta frase: ‘Si no hacen aquello, si hacen esto y a nosotros no nos gusta, les cortaremos la asistencia’. Así cada vez. Eso ocurrió con varios presidentes en el pasado”, ha destacado el líder filipino.

No somos una nación de mendigos. Sobreviviremos sin su asistencia”, ha destacado Duterte acerca de las relaciones con EE.UU.

“Quiero hacer amigos”

El presidente también ha revelado sus planes en cuanto a la política exterior del país. Aunque de momento no se trata de una alianza militar de Filipinas con Rusia o China, el mandatario ha asegurado que quiere desarrollar la cooperación con ambos países. “Estoy listo para cooperar con mis nuevos amigos, Rusia y China, para crear un mundo más pacífico”, ha señalado. “EE.UU. ha decidido cancelar la venta de armas. Y le dije: “Tengo un amigo que tiene muchas”, ha agregado.

Filipinas es un Estado soberano que debería interactuar no solo con EE.UU., sino también con el resto del mundo, ha sintetizado Duterte. “Solo quiero hacer amigos”, ha aclarado.

En cuanto a las relaciones con el presidente electo de EE.UU., Donald Trump, Duterte ha señalado que no tiene dudas de que “podremos ser grandes amigos y restaurar las relaciones”.

Fuente:https://actualidad.rt.com/actualidad/224650-exclusivo-duterte-rt-narcotraficantes-eeuu