Marcha masiva de la CGT y las orgas: piden ley de emergencia social

La Confederación General del Trabajo, las CTA y las organizaciones sociales, con el Movimiento Evita a la cabeza, coparon el Congreso Nacional. La (masiva) demostración de fuerza apunta a reclamar la sanción de una ley de Emergencia Social, un proyecto que ya obtuvo media sanción en de Diputados.

Pese a la poca presencia mediática, la marcha copó el Congreso Nacional y funcionó como una importante demostración de fuerza. La movilización fue organizada por de la CGT, junto a la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (Ctep), Barrios de Pie y la Corriente Clasista y Combativa (CCC). Además se sumaron entidades empresarias del sector pyme, la Federación Agraria Argentina (FAA), Libres del Sur y el Frente Popular Darío Santillán, entre otros grupos.

En un Congreso casi repleto, las organizaciones sociales que se pudieron al frente de la movida, más volcados para el lado de avenida Rivadavia.

Desde la mañana se restringió el tránsito parcialmente en la avenida Entre Ríos, frente al palacio legislativo, entre Rivadavia e Hipólito Yrigoyen, para el armado del escenario desde el cual se realizará el acto central.

A partir del mediodía comenzaron a llegar a la zona las delegaciones del interior del país. El Frente Popular Darío Santillán se concentró en Constitución y marchó por la avenida 9 de julio hacia el Obelisco, desde donde a las 13 se dirige hacia el Congreso. Desde las 14, los demás movimientos sociales comenzaron a congregarse en la intersección de Avenida de Mayo y 9 de julio para confluir luego en la Plaza de los Dos Congresos.

Por su parte, la CGT se concentró en Belgrano y Entre Ríos, para marchar luego hacia el palacio legislativo. El acto cerrará con su discurso Juan Carlos Schmid, uno de los tres secretarios generales de la CGT.