Previsibles posturas en la Audiencia Pública

Todo muy previsible en la segunda jornada de la Audiencia Pública por el tarifazo en el servicio de gas. Rechazo generalizado por parte de legisladores nacionales de la oposición y respaldo cerrado del oficialismo, con reclamos y advertencias también que expusieron representantes de la industria y de las pequeñas y medianas empresas.

Con escasa asistencia a la sala mayor de la Usina del Arte y quejas reiteradas por los excesivos controles para llegar al lugar, en la mañana arrancaron con sus exposiciones legisladores nacionales de distintos bloques.

El diputado nacional y ex ministro de Economía kirchnerista, Axel Kicillof, calificó a la audiencia de “ilegítima” y como una “puesta en escena” por parte del gobierno, ya que la decisión del aumento “está tomada”, dijo. “Hoy estamos discutiendo no una mejor propuesta, sino una peor propuesta, donde se propone que se multiplique por 5, casi por 6, la tarifa de gas, no ahora, en cuotas. Entonces nosotros lo que tendríamos que aceptar es la multiplicación por 6, es peor de lo que teníamos antes y, además, en dólares. Están dolarizando la tarifa para los hogares”, denunció.

También se manifestó con dureza la diputada nacional Araceli Ferreyra (Peronismo para la Victoria), quien dijo que, para llegar a la Usina del Arte, los expositores tuvieron que pasar tres controles, “mientras que los delincuentes”, por funcionarios y empresarios, “entraron por otra puerta sin ningún problema. Los delincuentes están aquí”, ironizó.

Cambiemos

Por el lado del oficialismo, tomó la bandera de la defensa del tarifazo el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, quien se preguntó si es justo “que el 40 por ciento de los argentinos no tenga acceso a las redes de gas”.

Señaló que “el 30% de los subsidios benefician a los sectores más ricos, sólo el 10% a los más pobres, que son los sectores que no tienen red de gas y pagan la garrafa 400% más que los más ricos”. “Cuando se quiere mantener un sistema, es porque se considera un sistema justo. Sin embargo, si miramos los subsidios energéticos del año pasado, unos 16.000 millones de dólares equivale a 18 millones de Asignaciones Universales por Hijo (AUH), a 480.000 viviendas sociales y a tres millones y medio de jubilaciones mínimas. ¿Eso es justo?”, interrogó el legislador.

A su turno, el diputado macrista Eduardo Amadeo planteó que “no está en discusión la microeconomía de un sector, sino un país”, y agregó que el precio del gas “debe acercarse paulatinamente a los costos de producción”.

Izquierda

La diputada nacional Myriam Bregman consideró que el debate “no está hecho para acatar la voluntad popular”, sino que representa “una puesta en escena para no discutir las cuestiones esenciales, como que se trata de un servicio público que no tiene por qué dar ganancias”.

En tanto, el diputado Néstor Pitrola denunció que “el aumento del gas es un tarifazo a libro cerrado en favor de las privatizadas” y señaló que Aranguren “nos oye pero no nos escucha, es un hombre de las petroleras”.

Centroizquierda

También expuso el senador Fernando “Pino” Solanas (Proyecto Sur), quien opinó que la “audiencia es autoritaria y no cumple con las premisas de la Corte Suprema, ya que no prestó la información que se le solicitó al gobierno” sobre el precio del gas en boca de pozo. “Jamás padecimos algo como esto: perdimos la capacidad de autoabastecimiento y ahora se pretende castigar, en un marco de emergencia social, a los trabajadores y al pueblo argentino”, se quejó.

Por su parte, la senadora Magdalena Odarda, de la Coalición Cívica-ARI, rechazó tajantamente el tarifazo y reclamó un cuadro diferenciado para la Patagonia.

Fuente:http://www.cronica.com.ar/article/details/95745/previsibles-posturas-en-la-audiencia-publica