Ex fiscal argentino, jefe de la Corte Penal Internacional: “se puede demandar a los palestinos en La Haya por crímenes de guerra”

Según Moreno Ocampo, los israelíes afectados por crímenes de guerra cometidos por palestinos deben presentar demandas ante el Tribunal Internacional de La Haya.

El reconocido jurista internacional, Luis Moreno Ocampo, quien fuera el primer Fiscal jefe de la Corte Penal Internacional, aseguró en una entrevista con el periódico israelí “Makor Rishon”, que comprende “la preocupación de los israelíes” y la desconfianza hacia los foros internacionales. Sin embargo, aclaró, “se debe actuar sólo con herramientas jurídicas”.

Moreno-Ocampo consideró que “ciertamente es posible una situación en la que palestinos que cometieron crímenes de guerra sean demandados ante los tribunales internacionales, pero para ello alguien debe presentar la demanda. A diferencia de lo que estábamos acostumbrados en el pasado, este tribunal enjuicia a individuos en lugar de estados. Los acusados pueden para funcionarios estatales y de alto nivel, pero también personas que hayan cometido crímenes de guerra o crímenes contra la humanidad. Cualquier persona puede presentar una denuncia: las víctimas del terrorismo, representantes de los gobiernos, ciudadanos privados y medios de comunicación”.

El jurista llegó a Jerusalem como parte de la ” Iniciativa Internacional para Resolución de Controversias por Medios Legales ” en la Universidad Hebrea de Jerusalem. El periódico israelí destaca la trayectoria de Moreno Ocampo y el hecho de que durante su mandato en La Haya, la Autoridad Palestina presentó la primera solicitud de adhesión a la Corte Penal Internacional. Tras realizar un extenso examen, Moreno-Ocampo la rechazó.

“El representante palestino fue inteligente. No presentó motivaciones políticas, sino legales, y ésta es exactamente la forma como Israel debe proceder. En ese tiempo Palestina no fue reconocido como Estado, y por ello decidí tras un amplio examen rechazar el pedido. El entonces ministro de Relaciones Exteriores de Israel, Avigdor Liberman, me agradeció por ello”, recuerda Moreno Ocampo.

“Ahora la situación es diferente”, agrega. “En 2012, 137 países reconocieron a Palestina en la Asamblea General de Naciones Unidas como un Estado no miembro, e incluso su bandera fue izada en el edificio del organismo. Los miembros del tribunal decidieron que eso era suficiente para reconocerlos como Estado, y por ello a partir de junio de 2014 – fecha en que los palestinos hicieron la solicitud – se hizo efectiva”, explica el jurista. “No queda claro cuál es el territorio de Palestina, ésa es una buena pregunta”, añade.

El ex fiscal sugiere en la entrevista a Israel y a los israelíes, dejar de lado sus posiciones políticas y centrarse exclusivamente en argumentos jurídicos. Según explica, ésta es la única manera para evitar resoluciones negativas para Israel, para sus soldados y sus dirigentes, en el tribunal.

“Conozco y comprendo la preocupación israelí por los foros internacionales. Por ejemplo, lo que sucede en el Consejo de Derechos Humanos es, sin duda, una distorsión. Los países cuya conducta consistentemente violan los Derechos Humanos, forman parte de la presidencia, pero se debe entender que el tribunal es distinto. Los demás organismos son de carácter político, pero ésta es una entidad legal, y actúa únicamente en base a pruebas. Le sugiero a los demandados defenderse únicamente mediante instrumentos jurídicos, como un abogado y la presentación de pruebas, ése es el único camino”, argumenta el ex fiscal.

Moreno Ocampo, quien fue durante años jefe de la actual Fiscal Jefe de la Corte Penal Internacional, Fatou Bensouda, está convencido de que ella decidirá no abrir juicio contra funcionarios israelíes, “debido a la reconocida eficiencia del sistema judicial israelí”. Según le explica el jurista argentino al periódico israelí: “Israel podrá frenar la intervención del tribunal, tal como Colombia lo ha logrado. Colombia no deseaba nuestra intervención, y envió 300 personas a la cárcel durante ocho años a causa de la Corte. Una de las reglas de la Corte Penal Internacional es que tiene autoridad para intervenir cuando el sistema judicial local no cumple con su función. O sea, la Corte interviene sólo si el Poder Judicial local no cumple con su trabajo”.

Es decir, que ¿Mientras Israel realice aquí un proceso justo de investigación y enjuiciamiento en caso necesario, condena y castigo, el tribunal no va a intervenir?, le preguntan en “Makor Rishon”. “Sí, ésa es la regla”, responde Moreno Ocampo, y explica: “Colombia es el mejor ejemplo. El país fue examinado durante 12 años. Muchos académicos y organizaciones no gubernamentales nos exigían que interviniéramos y nos atacaban con todo tipo de argumentos. También había presión por parte de los medios de comunicación, y yo estoy convencido de que con Israel sucederá lo mismo. Pero no tengo dudas de que la fiscal hará lo que deba hacer. La Corte Penal Internacional será justo y objetivo cuando examine las causas relacionadas con israelíes”.

Por último, Moreno Ocampo – quien nació y creció en Argentina – expresó su deseo de que el nuevo gobierno llegue a la verdad en la investigación de la muerte del fiscal Alberto Nisman, como así también de los atentados terroristas. “No cabe duda de que allí hubo encubrimiento”, afirmó el jurista.

Publicado en Iton Gadol

Fuente: http://hatzadhasheni.com/ex-fiscal-argentino-jefe-de-la-corte-penal-internacional-se-puede-demandar-a-los-palestinos-en-la-haya-por-crimenes-de-guerra/


¿Hasta cuando vamos a permitir que la minoría sionista nos haga quedar mal a todos los argentinos?
La gran mayoría de los argentinos bien nacidos (sean de la religión que sean) condenan al genocida régimen israelí.


Increíbles declaraciones de un Rabino anti-sionista sobre el Estado de Israel

Increíbles declaraciones de un Rabino anti-sionista sobre Israel y sobre el sionismo aclarando la poca vinculación que posee el Estado actual de Israel con el verdadero Judaísmo quien se encuentra en completo desacuerdo con organizaciones como AIPAC o las posturas occidentales que ciegamente apoyan al régimen israelí.