EEUU admite unión de sus elementos entrenados a Al-Qaeda en Siria

El Departamento de Estado de Estados Unidos admitió el miércoles el reclutamiento de milicianos sirios entrenados por el país norteamericano por parte del grupo terrorista Frente Al-Nusra.

“El Frente Al-Nusra, que es una filial de Al-Qaeda, ha absorbido a diversos grupos moderados (…) a una cantidad de lo que previamente llamaríamos oposición moderada”, explicó el miércoles la secretaria estadounidense de Estado adjunta para Oriente Medio, Anne Patterson.

El Frente Al-Nusra, que es una filial de Al-Qaeda, ha absorbido a diversos grupos moderados (…) a una cantidad de lo que previamente llamaríamos oposición moderada”, explicó la secretaria estadounidense de Estado adjunta para Oriente Medio, Anne Patterson.

Según las afirmaciones de la titular ante la Cámara de Representantes de Estados Unidos, actualmente parte de los elementos entrenados por Washington forma parte de las filas de la banda terrorista Frente Al-Nusra.

En tanto, Patterson ha dejado en claro que el Frente Al-Nusra “no va a ser parte de una solución política” en Siria.

El pasado 30 de julio, reportes de medios de comunicación turcos informaron del secuestro de un número de elementos del primer grupo de terroristas entrenados por EE.UU. y sus aliados árabes en Turquía.

Días después, el 4 de agosto, el opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) informó del secuestro de otro grupo de elementos entrenados por Washington y sus aliados por el Frente Al-Nusra.

Asimismo, el 10 de septiembre, la agencia rusa de noticias Sputnik, detalló que esos elementos, con todos sus conocimientos formativos, tácticos y de planificación de despliegues estadounidenses, podrían haber desertado para unirse a grupos terroristas como el Frente Al-Nusra.

Integrantes del grupo terrorista Frente Al-Nusra cerca de la aldea de Al-Zahra, al norte de la ciudad siria de Alepo. 25 de noviembre de 2014.

El pasado 19 de febrero, Estados Unidos y Turquía llegaron a un acuerdo para entrenar y equipar en suelo turco a miembros de la llamada “oposición moderada” de Siria. Este controvertido pacto fue firmado por el vicecanciller turco, Feridun Sinirlioglu, y el embajador estadounidense en Ankara (capital turca), John Bass.

En este contexto, Estados Unidos y Turquía iniciaron el pasado 9 de mayo las tareas de armar y entrenar a unos 15.000 elementos para su futuro envío a Siria.

Pese a las alegaciones del Occidente y sus aliados regionales, buena parte de los llamados “rebeldes moderados” se unen a grupos extremistas como el EIIL (Daesh, en árabe) tras haber sido entrenados por los patrocinadores del terrorismo.

Fuente: HispanTv