Los refugiados sirios en Uruguay quieren irse: “Nos engañaron”

Son cinco familias que llegaron a Montevideo a fines del año pasado. “No dejamos la guerra para morir de pobreza”, reclamaron.

Los integrantes de las cinco familias Sirias que fueron recibidas gracias al programa del entonces presidente de Uruguay José “Pepe” Mujica mantienen un acampe en la Plaza Independencia, frente a la sede del palacio presidencia.

En declaraciones a la agencia Efe, Ibrahim Alshebi, uno de los refugiados, aseguró que tanto él como el resto de los ciudadanos tienen dificultades para encontrar trabajo y mantenerse en un país que “es muy caro y con sueldos muy bajos”.

Un hombre que oficia de traductor dijo que las familias se sienten engañadas por el gobierno uruguayo: “Les dijeron que los sueldos acá eran de 1500 dólares”. Además, reclaman que les habiliten un documento que los deje volver a entrar a Turquía o al Líbano. 

Según el Diario El País de Uruguay, los refugiados fueron recibidos por Juan Andrés Roballo, prosecretario de la Presidencia del país vecino quien aseguró que, recién el miércoles, la ONU decidirá si se pueden volver a su país de orígen.

Otro de los refugiados y jefe de familia dijo a ese diario que prefiere volver a Siria aunque estén en guerra porque allí encontrarán “un futuro”.

Al menos treinta personas se concentraron en la plaza. Entre lágrimas y a través de un traductor, uno de los líderes del grupo dijo conmovido: “Queremos vivir con nuestra identidad y con nuestros valores”.

Hace unos días, el gobierno argentino confirmó que recibirá a refugiados sirios.

Mientras tanto, sigue el éxodo de miles de personas que buscan una nueva vida en Europa. Esto pasaba hoy en la frontera sur de Hungría.

Fuente: Todo Noticias