Dick Cheney alerta de un ataque ‘más mortífero’ que el 11-S

El exvicepresidente de EE.UU. Dick Cheney ha advertido que su país podría ser blanco de un ataque terrorista más mortífero que los del 11 de septiembre de 2001.

“Recuerda, las armas que usaron el 11 de septiembre, boletos de avión y navajas. Eso fue un día difícil, terrible para nosotros, tres mil víctimas; será mucho peor, si encuentran armas más mortíferas”, ha dicho Cheney, según publican este martes medios locales.

Cheney ha acusado al presidente estadounidense, Barack Obama,de fortalecer al grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en Siria e Irak y se ha expresado preocupado por el uso potencial de “productos químicos o armas nucleares” por parte de los terroristas.

De acuerdo con el exvicepresidente de EE.UU., el expresidente George W. Bush dejó en “buena forma” a Irak al finalizar su mandato en 2009, pero la Administración de Obama no ha sido capaz de darle seguimiento.

El exvicepresidente de EE.UU. Dick Cheney (izqda), junto al expresidente George W. Bush, hablan en el Centro de Operaciones de Emergencias en la Casa Blanca tras los atentados de 11-S.

Cheney ha sostenido que el Gobierno de Obama se retiró tan pronto como fue posible de Irak y no dejó ninguna fuerza en el país árabe, lo que a su juicio, creó un vacío y ese vacío fue llenado por los terroristas de Daesh.

Bagdad y Washington firmaron el Acuerdo sobre el Estatuto de Fuerzas (SOFA, por sus siglas en inglés) en 2008 que estipuló el retiro completo de las tropas estadounidenses de Irak hasta finales de 2011.

Asimismo el exvicepresidente del Gobierno de Bush ha alertado sobre la capacidad del EIIL para reclutar estadounidenses y unirlos a las filas de esta banda extremista.

Washington baraja la opción de una intervención terrestre en Irak so pretexto de luchar contra el terrorismo, el mismo pretexto, recuerdan los analistas políticos, que utilizó para invadir el país árabe en 2003, es decir la presencia de grupos terroristas como Daesh.

Después de asolar gran parte de Irak y causar la muerte de más de 500.000 iraquíes durante el curso de la mencionada invasión, las autoridades estadounidenses reconocieron que no existían las armas de destrucción masiva que pretendían destruir en su campaña militar y que se trataba simplemente de un craso “error de Inteligencia”.

Fuente: HispanTv